Inicio Cuidado de la piel Cómo limpiar tu piel en profundidad para una piel perfecta
Cómo limpiar tu piel en profundidad para una piel perfecta

Cómo limpiar tu piel en profundidad para una piel perfecta

20 noviembre, 2017 4 comentarios

La clave para que una rutina de cuidado de la piel sea eficaz, es comenzar con un rostro limpio, libre de impurezas y suciedad. La limpieza es un requisito imprescindible para aplicar el resto de tus productos de cuidado de la piel y conseguir mayores beneficios. ¿Quieres saber cómo conseguirlo? ¡No te pierdas nuestros consejos y luce una piel impecable!

Limpia tu piel de día y de noche antes de la hidratantePor la mañana y por la noche, ¡sin falta!

Tanto si eres de las que se maquilla como si no, no puedes olvidar limpiar bien tu rostro tanto al levantarte como antes de irte a la cama.

Aunque no te hayas maquillado, ten en cuenta que estamos expuestos a agentes externos como la contaminación. Además, durante el día nos tocamos el rostro y sudamos, por lo que la limpieza se convierte en algo imprescindible.

Por la noche, desmaquilla bien tus ojos, utilizando un desmaquillador de ojos que quite el maquillaje más resistente y que no deje sensación grasa en tu piel.

¡No te dejes llevar por la pereza! Limpia tu piel correctamente antes de dormir incluso aunque sea tarde. No utilices toallitas desmaquillantes, no es suficiente para eliminar el maquillaje, obstruyen los poros y pueden provocar problemas en la piel. Ten en cuenta que las toallitas llevan alcohol, conservantes y fragancias, por lo que pueden ocasionar alergias a largo plazo.

Deja la limpieza del rostro para el final de tu ducha. Los productos de lavado del cabello, traen siliconas y aceites que no son buenos para tu piel.

Limpieza específica para tu piel

Después de desmaquillar tus ojos, aplica un limpiador adecuado a tu tipo de piel. Cada piel exige un cuidado específico. No es lo mismo tener una piel seca que una piel mixta o grasa, o una piel joven que una de más de 40.

¿No sabes cuál es el mejor para tu tipo de piel? Realiza nuestro test y descubre la rutina del cuidado de la piel que necesitas.

Una piel grasa debe limpiarse con productos en gel y sin aceites, mientras que una piel seca debe utilizar lociones limpiadoras más cremosas que no sequen la piel.

Lava la cara con agua tibia por la mañana y por la noche, después aplica un limpiador adecuado a tu tipo de piel y masajea. Aclárate la piel del rostro y sécate con una toalla limpia.

Si tienes una piel con tendencia acneica, utiliza un limpiador específico como el Limpiador de Clear Proof para pieles propensas al acné.

El cepillo limpiador, el secreto de la limpieza facial profunda

Seguro que has oído hablar de ellos, son un must si lo que quieres es limpiar tu piel en profundidad. Los cepillos faciales eliminan los restos de maquillaje, grasa e impurezas un 85% más que la limpieza manual.

Combínalo con una limpiadora adecuada a tu piel y utilízalo por la noche cuando quieras limpiarte la piel, ¡notarás los resultados!

El movimiento del cepillo ayuda a que el limpiador penetre más y mejor en tus poros, y su movimiento activa la circulación. Notarás que tus poros están más limpios y tu piel está más luminosa. ¿Necesitas más excusas para hacerte con uno?

Limpiador facial Skinvigorate de Mary Kay, limpia un 85% más que la limpieza manual

Consejos para utilizar tu cepillo limpiador

  1. ¡No te tires dos horas! Con un minuto de masaje con el cepillo limpiador valdrá. Ve moviendo el limpiador alrededor del rostro y ¡listo!
  2. No presiones el cepillo. No vas a obtener mejor resultados por mucho que aprietes, y puedes irritar tu piel. Basta con que lo deslices suavemente sobre la piel.
  3. Tu cepillo limpiador debe ser solo para ti. Si quieres compartirlo, cambia de cabezal.
  4. Normalmente los cepillos cuentan con más de un cabezal para que pruebes el mejor para tu piel. Utiliza uno suave si tu piel es sensible. Si no tienes una piel sensible, podrás usar un cabezal más duro.

Exfoliante, limpieza profunda que aumenta la eficacia de otros tratamientos

Los beneficios del exfoliante son muchos: eliminarás las células muertas, activarás la circulación y oxigenarás tu piel. Además, notarás que el aspecto de la piel es más uniforme y su tacto se suaviza. ¿Te parece poco?

¿Cuándo y cómo utilizar el exfoliante?

Utiliza un exfoliante adecuado para tu piel una o dos veces por semana con un suave masaje:

Ten una piel luminosa y limpia gracias a un exfoliante

El complemento perfecto a la mascarilla

El exfoliante prepara tu piel para recibir otros tratamientos de cuidado de la piel, como las mascarillas. Puedes utilizar el exfoliante antes de tu sesión de multimasking o apuntarte a la revolución de las mascarillas coreanas con una mascarilla de bio-celulosa después de tu tratamiento exfoliante.

 

La limpieza es un pilar imprescindible en tu rutina. ¡Aplica estos consejos de limpieza profunda y notarás como tu piel está más sana y luminosa!

4 comentarios
12

También te puede interesar

4 comentarios

Nieves 21 noviembre, 2017 - 13:30

Personalmente limpio y exfolio mi piel y continuo con la mascarilla biocelulosa y acabo con mi hidratante .Les aseguro que el resultado es espectacular .Ya lo estoy compartiendo con mis clientas y quedan fascinadas del resultado inmediato.queee contennntaaa estoyyy

Respuesta
Maria belen morales garcia 22 noviembre, 2017 - 23:08

Me encanta el blog mary kay España..todo super bien especificado😍

Respuesta
Susana Rodríguez 28 noviembre, 2017 - 11:44

¡Es increíble cómo se nota la aplicación frecuente del cepillo! Es uno de mis imprescindibles, junto con la mascarilla de Biocelulosa TimeWise Repair, ¡soy adicta! ¡qué sensación en la piel! Muchas gracias, Mary Kay España!

Respuesta
Sheila 4 enero, 2018 - 16:33

Me encantan todos los consejos que nos da Mary Kay!!

Respuesta

Deja un Comentario

Uso de cookies

Utilizamos cookies y herramientas similares para ayudarte a descubrir tu pasión por Tu Belleza MK. Al continuar usando esta página web, estás aceptando el uso de cookies en tu dispositivo a menos que las hayas deshabilitado. Puedes modificar en cualquier momento la configuración de cookies desde tu navegador, aunque puede que algunas secciones de nuestro Blog no funcionen correctamente sin el uso de las cookies. política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies